Regalar dinero, regalar dinero…, ¿te gusta regalar dinero?, ¿y que te lo regalen?. A mi, sinceramente, ninguna de las dos cosas, soy una romántica de la vida, de las relaciones, y del consumo, así que no, no me gusta regalar dinero.

Conste que soy una persona ahorradora, creo, de niña, en verano, en la playa,  iba ahorrando mis moneditas, y cuando quedaban 15 días de verano lo juntaba todo, calculaba,y luego se lo contaba a mi amiga del verano: – mmm, mira, he juntado 238 pesetas y con esto y lo que queda de verano, tengo 17 pesetas para cada día

 – pero con 17 pesetas al día no haces nada, te da para un polo de limón, naranja, fresa o cola, y dos gominolas de peseta, para el de leche no te llega; un granizado de limón,  no puedes, un helado no puedes, necesitas no gastar nada en varios días para un helado, ¿y luego qué?

–  vale, pero las 17 pesetas las tengo seguras, si por lo que sea no me dan mas, un polo al día y dos                                                          gominolas ya las tengo; además, luego baja mi madre y nos invita.

Y yo sonreía con orgullo y satisfacción, por ambas cosas; hoy día especialmente por la segunda

Este recuerdo me hace ser consciente de que a veces regalar y que te regalen dinero crea cierta satisfacción.

El que lo regala se ve inferido de cierto poder, poder del bueno, como de hada madrina o mago bonachón, a ser posible con tripa y barba larga; ese poder mágico, más allá del valor económico, para ayudar a alcanzar una meta, consolidar un proyecto, o simplemente para que su «protegido» pueda comprarse unos vaqueros de marca o alternar polos de limón, naranja, fresa o cola con otros de leche, y de vez en cuando un helado y subir a los coches de choque.

Así que hecha la reflexión, vamos a ver 12 formas de regalar dinero sin sentirse materialista ni superficial, y dotando a la situación de algo de encanto. Como siempre cada foto está enlazada a su origen para que podais ver cómo realizarlo, son de Pinterest, así que… todo son dólares.

Lo que aquí llamaríamos una pinada, y que en otros lugares, tal vez ya también aquí, es una venta-exposición «Elija su abeto».

1

Para los más golosos esto mola, puede llevar al engaño, aunque a mi hacer creer que son unos chocolates para luego meter dinero…, pero mono es, eso si

2

El rollo continuo de dinero si que mola, es chulísimo, parece incluso que le quita frialdad a la historia, ¿tener el dinero enrollado hasta el infinito?, ¿para cuándo el billete de 1 euro y que lo podamos imitar?

3

[useful_banner_manager banners=3 count=1]

Y este es el modo «estilazo», en un álbum de fotos bonito, y si tienes nocioes, en un pequeño cuadernito, regala dinero y en fajos.

4

Otra forma más compleja es el origami. Si es con un dólar, pues vale, me atrevo, pero juguetear con otros más grandes y acabar destruyéndolo por falta de destreza, nooooo

5

Y si no te atrevías con el corasonsito, la camisa encorbatada no te va a quitar el miedo,  lo malo, o lo peor: el billete ha de se grande, cuanto más grande mejor para que resulte más fácil. No coment. Un click y ves las explicaciones completas, tú verás.

6

El dinero no llueve, y menos dentro de un paraguas.

7

Ni crece en los árboles, o si ;-)

8

A mi personalmente me da cierta aprensión el dinero, las monedas me dan algo de asco, los billetes menos, vaya, pero eso de que hayan pasado por manos y más manos, y por lo que no son manos, y vete a saber de quién, cuándo, y de qué manera, aggggg. Ahora bien, de esta manera, mmmm, no le haremos ascos. Nota. Yo le añadiría algo de peso para poder sorprender a personas desconfiadas.

9

El super divertido: pincha el globo y billetes voladores por doquier para que el dinero caiga del cielo

10

Y para terminar los dos más chulos:

Este collarcito de dinero es una chulada, no parece difícil, y desde luego hace encantador el momento «entrega»

11

y el dinero entregado para emergencias…., emergencias de 40 dólares, me parece una genialidad donde la haya, ¡¡fantástico!!

12

¿Y tú¿, ¿tienes la suerte de no sufrir estos absurdos prejuicios?. Sea como sea, estas ideas me parecen bien chulas, y si a tí también te gustan puedes adoptarlas, ya sabes, un click y allá vas